public

CAMIPA expresa gran preocupación por difícil situación de Cobre Panamá

La Cámara Minera de Panamá (Camipa) manifestó la “gran preocupación” del sector ante el más reciente impasse que pone en riesgo la mina Cobre Panamá debido a restricciones para cargar

hace un año

Última Publicación Trabajadores de Codelco Salvador Galardonados por Innovar en Seguridad y Medio Ambiente por Editorial public

La Cámara Minera de Panamá (Camipa) manifestó la “gran preocupación” del sector ante el más reciente impasse que pone en riesgo la mina Cobre Panamá debido a restricciones para cargar concentrado en el puerto de la operación.

“Los mecanismos de negociación o presión no deben conducir a situaciones que pongan en riesgo la continuidad de las operaciones de la empresa, las inversiones futuras en el sector minero y otros sectores del país, o que vayan en detrimento de las cadenas de valor y la empleomanía generada por la mina”, dijo Camipa en un comunicado el miércoles.

“En este último escenario, perdemos todos”, agregó el grupo gremial.

Minera Panamá, filial de First Quantum Minerals, suspendió las operaciones de carga de concentrado el 6 de febrero en el puerto de Punta Rincón tras una orden de la autoridad marítima AMP que exige la paralización de las actividades mientras no se demostrara que la empresa acreditada comenzó a certificar la calibración de las básculas.

La unidad de la minera canadiense señaló en una carta enviada esta semana a la AMP que había cumplido con los requerimientos de su resolución y advirtió que se vería obligada a cerrar la mina cuprífera si no se enviaba concentrado antes de alcanzar su capacidad de almacenamiento, a más tardar a la medianoche del jueves.

Camipa señaló que cuando apenas Panamá se está recuperando de los embates causados por la pandemia de COVID-19, preocupa la posible suspensión de las operaciones de Cobre Panamá o que, si no se llega a firmar un acuerdo entre las parte, se generen repercusiones que no serían de beneficio para el país.

“Este nuevo escenario negativo representaría un enorme perjuicio adicional para los más de 2.000 proveedores nacionales entre los que se cuentan los afiliados a Camipa, que en su conjunto facturan cerca de US$900 millones anuales a Minera Panamá y que de allí pagan impuestos, prestaciones, salarios, obligaciones financieras y servicios que ya no entrarían a hacer parte del movimiento económico nacional”, dijo el gremio en el comunicado.

Las negociaciones sobre un nuevo contrato acerca de las operaciones de la mina comenzaron después de que la Corte Suprema dictaminó en 2018 que era inconstitucional una ley de la década de los noventa bajo la cual se concedió la concesión.

La cámara agregó que los más de 7.000 empleos formales directos de la mina, así como los más de 40.000 trabajos formales indirectos que genera la cadena de proveedores también se verían perjudicados por el cese de operaciones.

Asimismo, Camipa advirtió que tal desenlace dañaría la confianza para futuras inversiones extranjeras en la minería y otros sectores económicos clave, así como el grado de inversión del país.

“El sector privado y el Gobierno Nacional hemos luchado para atraer y mantener esta confianza para beneficio de todo el país, y es oportuno poner de manera relevante sobre el tapete el hecho ya probado de que la minería tiene la capacidad de aportar enormemente al desarrollo sostenible del país y las comunidades”, indicó Camipa

“La única solución ganar-ganar para todos no es otra que la firma de un contrato y para ello es evidente que las partes deben hacer sacrificios en sus posturas”, agregó.

Ante el posible cierre del puerto de la mina ordenado por el gobierno, la cámara hizo un “llamado a la reflexión para que se propicien las condiciones necesarias y razonables para que, mediante el diálogo y sin llegar a situaciones extremas de presión, se concluya con la firma de un acuerdo de beneficio mutuo y se elimine la incertidumbre y zozobra generada a nivel nacional”.

El gobierno y Minera Panamá retomaron las conversaciones cerca de Navidad, luego de que el 14 de diciembre la empresa incumpliera el plazo para firmar un nuevo contrato de operación debido a desacuerdos sobre el pago de regalías e impuestos. Sin embargo, todavía no se define una fecha para la suscripción del contrato ni para la implementación de un plan de cuido y mantenimiento solicitado por las autoridades.

First Quantum reportó el año pasado una producción cuprífera histórica de 350.000t de la mina a cielo abierto panameña, frente a las 331.000t de 2021.

Editorial

Publicado hace un año

¿Comentarios?

Déjanos tu opinión.