Los yacimientos de litio están contenidos en arcilla, como es el caso de México, su proceso metalúrgico es más costoso en comparación con aquellos que se encuentran en salares, refirió el organismo.

La Cámara Minera de México (Camimex) indicó que financiar proyectos de minería puede resultar “muy oneroso” para el gobierno de México, luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador envió una propuesta de reforma que contempla incorporar al litio y demás minerales estratégicos dentro de las reservas de “bienes en los que el dominio de la Nación es inalienable e imprescriptible”.

En un documento proporcionado a MILENIO, el organismo expuso que no tiene conocimiento de grandes yacimientos de litio en el país, ni tampoco de que exista la tecnología para una explotación económicamente viable.

Explicó que cuando los yacimientos de este mineral están contenidos en arcilla, como es el caso de México, su proceso metalúrgico es más costoso en comparación con aquellos que se encuentran en salares, como es en otros países.

Ante dicho escenario, resaltó que se requiere de un esfuerzo de exploración del territorio mexicano en busca de yacimientos e inversiones en desarrollo y tecnología para explotar litio.

La Camimex añadió que los recursos públicos son limitados, además de que ya tienen objetivos prioritarios.

“Financiar proyectos de minería puede ser muy oneroso para el Estado. El presupuesto público es muy limitado y su principal objetivo es cerrar las brechas que existen en la sociedad con mejores servicios públicos como educación, salud, entre otros”, aseveró.

En tanto, la reforma fue enviada por el Ejecutivo Federal hoy al Congreso, la cual contempla dicha modificación, por lo que cambia el artículo 27 Constitucional, en miras de una “transición energética”, por medio de un sistema eléctrico en el país, en donde el Estado “recupera la conducción del sistema eléctrico nacional”.

La Camimex destacó que actualmente la propia Constitución y la regulación minera ya establecen que los minerales son propiedad de la nación y se aprovechan bajo un esquema transparente de otorgamiento de concesiones mineras.

Aunado a esto, detalló que dichas concesiones mineras traen una consecuente derrama económica, alta contribución fiscal y bienestar que se genera en más de 690 comunidades en el país.

“La Cámara Minera de México reitera la disolución de sus empresas afiliadas para desarrollar una industria minera responsable, exitosa que beneficie a todos los mexicanos”, sostuvo.

Fuente: milenio.com