Quien conoce la historia de Diana, sabe que es un ejemplo de tenacidad e inspiración, pues a pesar de tener un problema de parálisis cerebral que le obliga a usar andadera para caminar, es hoy día una ingeniera en electrónica que se desempeña en Minas de Oro Nacional, como asistente administrativo del departamento de seguridad industrial, y para quien, su discapacidad no ha sido impedimento para tener éxito como profesionista y como madre.

En este 3 de diciembre, Día Internacional de las Personas con Discapacidad, en Minas de Oro Nacional, Diana nos comparte que desde niña sabía que todo iba a ser más complicado, pues ella creció entre terapias de rehabilitación y diez cirugías en sus piernas. Sin embargo, gracias al apoyo de su madre y sus abuelos, tuvo una vida lo más normal posible, quienes siempre la trataron sin distinción alguna.

Fue cuando terminó su carrera que se enfrentó a grandes retos, de conseguir trabajo y superar la discriminación, lo que la fortaleció ya que había desarrollado previamente resiliencia y mucha tolerancia a la frustración.

Su primer trabajo fue en un “call center”, y después de tres años, recibió la oferta de trabajo de Minas de Oro Nacional, donde buscaban candidatos para colaborar como traductores de un curso de electricidad que era impartido por una escuela canadiense en las instalaciones en México.  Al ser contratada se dio cuenta que su discapacidad no fue algún impedimento para poder conseguir el puesto. Ella fue testigo de que realmente se cumplía con el Código de Ética y Conducta Empresarial de la empresa que, entre sus cláusulas obligadas para todo empleado, está la de no discriminación.

“La experiencia en ese proyecto fue increíble, tuve la oportunidad de conocer a gran cantidad de compañeros que trabajaban en la mina, quienes compartían sus experiencias. Al mismo tiempo, conocí a instructores extranjeros que no sólo compartían sus conocimientos técnicos sino también su cultura”, recuerda con emoción.

Actualmente, tiene más de ocho años trabajando en Minas de Oro Nacional, “mismos años que han sido de aprendizaje, de nuevas experiencias, retos y de conocer a gente maravillosa”, y en donde, expresó, la han apoyado para desempeñar sus actividades.

Fuente: mexicominero.org