Las operaciones mineras en México podrán reanudar operaciones a partir del  1 de junio,  dentro de la etapa de levantamiento gradual de la cuarentena adoptada por el COVID-19 si cumplen con las medidas de seguridad requeridas.

Junto con los sectores  automotor  y de construcción, la minería se incorporó a la lista de actividades esenciales durante las restricciones asociadas a la pandemia, informó el Consejo de Salubridad General.

La calificación de esencial permite a las empresas mineras reanudar la producción como parte de una reapertura económica cautelosa, señaló la secretaría de Economía, Graciela Márquez Colín, en una conferencia de prensa dirigida por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Dirigentes de la industria han insistido por largo tiempo en que la minería sea considerada esencial y se le permita continuar, con el argumento de que el sector desempeña un papel clave en las cadenas de suministro nacional e internacional y en el bienestar de las comunidades locales.

La mayoría de las operaciones mineras en México están suspendidas desde principios de abril luego de introducida la cuarentena.

PLAN EN TRES FASES

La adición de la minería a la lista de actividades esenciales forma parte de una flexibilización más amplia de las medidas de cuarentena.

La primera fase consiste en reanudar las actividades económicas y sociales en áreas sin propagación de COVID-19, a lo que seguirá un período de preparación para la reactivación, adaptando medidas sanitarias y de seguridad, entre el 18 y el 30 de mayo.

Posteriormente se implementará a partir del  1 de junio un sistema de semáforos que permitirá que ciertas actividades se reactiven estado por estado, dependiendo del nivel de contagios.

Además se exigirá a todas las compañías que apliquen los protocolos establecidos por la Secretaría de Salud en todas sus operaciones.

MEDIDA BIEN RECIBIDA

Representantes de la industria han solicitado por largo tiempo la clasificación de actividad esencial para la minería, precisamente por su importancia para las cadenas de suministro y las comunidades.

La Cámara Minera de México (Camimex) destacó esta semana el papel de la minería en el suministro de insumos claves para las industrias de construcción, medicina, química y electricidad, entre otras, así como su contribución a los servicios de salud en los estados mineros.

"La industria minera está lista para ser parte de la solución", señaló el subsecretario de Minería, Francisco Quiroga, en su cuenta de Twitter en respuesta al anuncio del Consejo de Salubridad.

El sector está bien preparado para operar conforme a protocolos sanitarios estrictos y seguros y reforzar los servicios médicos locales, agregó.

También, la industria minera ofrecerá apoyo a pequeñas empresas y sectores vulnerables de la población, además de preservar las cadenas de valor internacionales, añadió Quiroga.

La mayoría de las mineras se habían estado preparando para una posible reanudación el 18 de mayo de acuerdo con las reglas anunciadas, que autorizaban actividades en áreas con escasa o nula propagación del COVID-19, de las cuales el 82% de las minas se encuentran en estas áreas, precisó Camimex; sin embargo, a partir de esta fecha y hasta el 30 del mismo mes, será una etapa para preparación e implementación de los lineamientos de salud para poder reanudar paulatinamente operaciones a partir del 1 de junio.

Declarar esencial a la minería sitúa a México en concordancia con otras jurisdicciones latinoamericanas como Chile, Brasil y Colombia, mientras Perú y Argentina están recién autorizando las operaciones mineras luego de breves suspensiones.

Fuente:  Bnamericas / Outletminero