Diversas compañías mineras con actividades en México comenzaron a reanudar las operaciones luego de las suspensiones vinculadas a la pandemia de COVID-19 que duraron casi dos meses.

La producción se está retomando en varias minas bajo nuevas pautas gubernamentales que requieren que las compañías implementen medidas para prevenir la propagación del virus entre los trabajadores y las comunidades locales.
Los protocolos deben ser evaluados y aprobados por el instituto de seguridad social IMSS para que las operaciones se reinicien.

La gran mayoría de las minas de México permanecieron paralizadas para cumplir con las medidas de cuarentena que entraron en vigencia a principios de abril.
Las autoridades consideraron que la minería era una actividad esencial a principios de mayo como parte de una reapertura gradual de la economía.
PRIMEROS REINICIOS

Fortuna Silver, con sede en Vancouver, una de las primeras en confirmar un retorno a la producción total.

"El 25 de mayo, el Gobierno de México otorgó la aprobación para reiniciar las operaciones en la mina San José y hoy [26 de mayo] la producción se reanudó oficialmente a una capacidad nominal de 3.000t/d", declaró la compañía en un comunicado.

La mina del estado de Oaxaca produjo 1,57 millones de onzas (Moz) de plata y 9.630oz de oro el 1T, cuando las operaciones se vieron afectadas por la cuarentena temporal. La compañía descartó su pronóstico original para 2020 de 6,6-7.3Moz de plata y 41.000-45.000oz de oro en San José.

En el mismo estado, Gold Resource anunció que las autoridades aprobaron un reinicio de su unidad minera en Oaxaca. "Después de casi ocho semanas de paralización ordenada por el gobierno, la compañía reinició sus operaciones para aumentar gradualmente la producción mientras se concentra en la seguridad de la fuerza laboral, contratistas y la comunidad, en momentos en que continúa la pandemia global", señaló la compañía.

Mexus Gold también reanudó las operaciones completas en su mina de oro Santa Elena en el estado de Sonora. El chancado y la colocación de material mineralizado en la plataforma de lixiviación en pilas se reinició el 23 de mayo luego de una desaceleración relacionada con el coronavirus, informó la compañía en un comunicado.

REANUDACIONES EN JUNIO

Si bien las pautas del gobierno permiten reinicios tempranos donde se aprueben los protocolos de salud, se espera que otras minas retomen sus operaciones desde el 1 de junio.

Sierra Metals comenzó a retirar a los empleados de su mina primaria de cobre Bolívar en el estado de Chihuahua para un proceso de selección y cuarentena que permitirá que la minería se reinicie el 1 de junio.

En Durango, funcionarios del gobierno estatal y federal y líderes de la industria firmaron un acuerdo destinado a comenzar un reinicio gradual de las operaciones en 14 activos a partir del 1 de junio. El acuerdo lo suscribieron el subsecretario de Minería, Francisco Quiroga, quien visitó operaciones en varios estados mineros clave para conocer los protocolos de salud.

"La reanudación de actividades para impulsar la reactivación económica del país es un compromiso de gobiernos y empresas", manifestó en su cuenta de Twitter.

PANORAMA

Tras un inestable comienzo, con un gobierno que pareció cambiar varias veces de opinión respecto de la fecha adecuada para reanudar las labores mineras, la reanudación está en marcha.

Siguiendo el ejemplo de Fortuna y Mexus, se espera que otras compañías comiencen a producir en los próximos días. Las autoridades se han comprometido a actuar rápidamente, completando las evaluaciones de los protocolos de salud dentro de las 72 horas. Pero queda por ver si se alcanzará este objetivo y qué tan rápido las empresas pueden implementar cualquier cambio en sus protocolos requerido por los inspectores del IMSS.

Si bien el reinicio de Fortuna ha sido rápido, otras compañías mineras esperan que la vuelta a plena capacidad de las operaciones suspendidas tarde semanas.
México es el mayor productor mundial de plata y uno de los 10 principales en oro, cobre, zinc y plomo.

Fuente: Bnamericas