De acuerdo con Fernando Alanís, presidente de la Cámara Minera de México (Camimex), aseguró que los yacimientos de litio en estados como Sonora y Zacatecas, tienen una muy baja concentración del metal, lo que hace complicada su extracción al no existir la tecnología necesaria, y por ende, el país está lejos de convertirse en potencia mundial en la extracción del llamado el petróleo del futuro.

En entrevista con La Jornada, Alanís, comentó que existen tres tipos de yacimientos de litio: los tradicionales de roca, los cuales contienen 5 por ciento de litio por cada tonelada de roca extraída y que se encuentran principalmente en Estados Unidos y Australia; el segundo tipo son los salares, de donde sale 74 por ciento de la producción global de litio y se encuentran principalmente en Argentina, Chile y Bolivia (el triángulo del litio), en los cuales por cada tonelada de mineral extraído, la concentración de litio es de sólo 0.1 por ciento, pero son muy rentables, dado que por medio de un método de evaporación se logra concentrar el litio de una forma rápida y económica, lo que hace que esas tres naciones sean potencias en este mineral.

Por último, mencionó los yacimientos de arcilla, los cuales tienen una concentración de litio de sólo 0.001 por ciento por cada tonelada, y por el momento no  hay tecnología en el mundo que permita que este tipo de exploraciones sea rentable y, son de los que hay en México.

“Desgraciadamente el litio que hay en México posee una concentración de sólo 0.001 por ciento por tonelada, y para llevarlo a un porcentaje de 30, que es lo que se necesita para una batería, la cantidad de energía es grandísima, incosteable. Hoy no hay un proceso comercial en el mundo para esto, estamos lejos de ser potencia en litio”, apuntó.

Sobre la ayuda que el gobierno mexicano ha solicitado al gobierno boliviano para desarrollar su mercado de litio, Alanís apuntó que los técnicos de aquel país podrán hacer poco, dado que encontrarán que los yacimientos son muy diferentes a los de su nación.

Fuente: La Jornada