public

¿Cuánta agua realmente consume la industria minera en México?

El presidente Andrés Manuel López Obrador ha catalogado en repetidas ocasiones a la industria minera de México como uno de los mayores consumidores de agua y ha utilizado esta acusación

hace 2 meses

Última Publicación Nominan a Minera Cuzcatlán a los TikTok Awards for Business por Editorial public

El presidente Andrés Manuel López Obrador ha catalogado en repetidas ocasiones a la industria minera de México como uno de los mayores consumidores de agua y ha utilizado esta acusación para justificar no haber entregado concesiones de títulos ni de agua a ninguna minera en los cuatro años que lleva en el poder.  “Por eso no hemos autorizado lo del fracking, como en otras partes, por el uso excesivo de agua", señaló López Obrador en una conferencia en agosto. "Y no hemos dado ninguna concesión minera desde que estamos en el gobierno, porque abusaron”.

Sin embargo, las críticas del presidente no se condicen con los datos de Conagua, ente nacional que aprueba las concesiones o permisos para el aprovechamiento de agua de cada operación minera.

Según el Registro Público de Derechos de Agua (Repda) de Conagua, el 75% de la extracción de agua en 2021 fue llevada a cabo por el sector agrícola; 15% se destinó al abastecimiento público; 4,5% fue para energía eléctrica, excluyendo la hidroelectricidad; y el restante 5,2% se distribuyó entre toda la industria, donde se encuentra la minería.

Yendo más al detalle, en su reciente informe de sostenibilidad 2022, la cámara minera Camimex señaló que del 5% que consume el sector industrial al año, el volumen concesionado al sector minero representa un estimado de 0,35% del volumen nacional total.

“Cualquier otra industria consume más agua que nosotros”, dijo Luis Humberto Vázquez, presidente de la asociación de ingenieros de minas, metalurgistas y geólogos AIMMGM, en conversación con BNamericas. "El consumo del agua en las minas no llega a 1% del agua total, según datos de todos y de Conagua misma, donde dicen que casi el 80% del agua lo usa la industria agrícola".

El representante gremial acotó, sin embargo, que la industria minera no puede quedarse fuera de la problemática del agua porque en esos lugares remotos donde operan mayormente las mineras hay estrés hídrico.

“No puedes llegar a consumir el agua si la gente no tiene agua. Nosotros llegamos a ver cómo les ayudamos a ellos a tener agua y ellos a nosotros. Y te puedo asegurar que los reglamentos y normas que tenemos para el consumo de nuestra agua son muy estrictos. El 100% del agua la recirculamos. Casi procuramos no consumir aguas frescas”, añadió.

SECTOR ALTAMENTE REGULADO

El informe de sostenibilidad de la Camimex precisa que el sector minerometalúrgico mexicano cumple con cinco legislaciones generales en materia de medioambiente, entre ellas la Ley de Aguas Nacionales; cinco especificaciones técnicas y parámetros establecidos en las normas oficiales mexicanas, incluida una para residuos peligrosos y de descargas de aguas residuales; además de cinco normativas aplicables exclusivamente al sector, que incluyen una para las presas de relaves, otra para la lixiviación de oro, plata y de cobre, así como planes de manejo de residuos mineros.

Sin embargo, la percepción generalizada es que se trata de una industria que realiza un consumo intenso y además contamina.

“La minería usa cantidades muy grandes [de agua] y se contamina por los químicos que utiliza. Lo malo es que mucha del agua que usa no se puede volver a utilizar por el cianuro sobre todo”, dijo a BNamericas Mario Hernández, socio líder de impuestos corporativos de KPMG en México.

Ciertamente, el agua juega un rol esencial en la industria minerometalúrgica porque se emplea para el procesamiento de minerales, reacciones químicas, enfriamiento de equipos industriales, control y prevención de emisiones (supresión de polvos), transporte de relaves y servicios generales de consumo e higiene, como lo señala el reporte anual de la Camimex.

No obstante, la cámara explica que, por tal razón, las mineras implementan acciones encaminadas a reducir el consumo de agua de primer uso mediante estrictos controles y a incrementar el consumo de agua residual tratada en sus operaciones. Setenta plantas de tratamiento de aguas de servicios son operadas por empresas afiliadas a la Camimex, según el informe de 2022.

“Las aguas residuales tratadas son utilizadas principalmente en el riego de áreas verdes, procesamiento de minerales, control de generación de polvos (riego de caminos) y enfriamiento de equipos”, dice la Camimex en su informe de sostenibilidad, y agrega que las mineras analizan de manera periódica la calidad del agua por medio de laboratorios externos acreditados para cumplir con la legislación.

La consultora independiente en minería y medioambiente Paloma García Segura calificó como “un mito” que el sector minero sea un “alto consumidor” de agua porque, si bien su uso es muy importante para las empresas mineras, su costo también es alto.

“Tiene que pagar por metro cúbico y la minería se encuentra al norte, con características de sequía, donde el agua es más cara, y ha optado por usar ciencia y tecnología, circuitos cerrados con poca evaporación, reúso constante del agua”, dijo a BNamericas.

En 2021, más de cinco millones de metros cúbicos de agua fueron recirculados por Industrias Peñoles a través de su proyecto de eficiencia por ahorro de agua, mientras que Minera Media Luna redujo el consumo de agua de primer uso en sus operaciones mediante la captación y aprovechamiento de agua pluvial, según reportó la Camimex.

“El agua es un tema bastante bien atendido y con uso muy responsable por parte del sector minero”, agregó García Segura.

Fuente: Bnamericas

Editorial

Publicado hace 2 meses

¿Comentarios?

Déjanos tu opinión.