"Minería tiene que ser control, fiscalización pero definitivamente no significa contaminación”, explicó el geólogo especialista en teledetección mineral, Alejandro Caballero, quien especificó en entrevista cómo se lleva adelante la actividad minera en el mundo y sostuvo que la actividad en sí, no es contaminante. Además dijo que la clave está en el control y fiscalización por parte de los estados correspondientes.

alt

“La etapa de exploración, que es el primer paso para luego llevarnos al descubrimiento de un depósito mineral, es fascinante. Esto empieza trabajando mucho en el campo, haciendo viajes en mula, caballos y haciendo campamentos en zona de alta montaña. Los geológos, técnicos y la gente que está acostumbrada a este tipo de trabajo saben que es muy sacrificado”, explicó el especialista de origen argentino, Alejandro Caballero.

En diálogo con Radio Mitre de Mendoza, Caballero sostuvo que “los geólogos fundamentalmente apostamos a desarrollar la minería como algo amigable”. En este sentido explicó “en todos los lugares donde yo he trabajado, las comunidades nos han tratado con mucho cariño y respeto, porque saben que este trabajo que nosotros íbamos a hacer, iba a redundar en beneficios para toda la región.

"La minería bien aplicada, bien hecha, es algo que es parte de la vida diaria de todos nosotros. Cada centímetro de nuestra casa, es parte y gracias a la minería. Mucha gente y familias no entienden, pero la minería nos construye las paredes, el techo, nos pone la losa y los cerámicos en el piso. Entonces yo estoy orgulloso de dedicarme a esta actividad”,apuntó.

El especialista en teledetección minera dijo que el problema de la actividad es que falta información y educación. En este sentido explicó “hay lugares donde la minería convive con campos de cereales. No tiene que haber ese tipo de encono y prejuicio sobre la minería, ya que somos parte todos de un sistema productivo. Lo que buscamos es llevar más desarrollo económico y social para las comunidades y esto tiene que estar basado en la sustentabilidad”.

alt

Sobre el uso del agua y la posibilidad de que se contamine, Alejandro Caballero dijo que se trata de un falso dilema entre tener agua o tener minería. Al respecto explicó “por ejemplo, en Argentina hay 150 canteras operativas, de las que muy pocas son de extracción metalífera. Además, hoy en día, la actividad cuenta con altos estándares de calidad y mucho control en la producción”.

Por último el geólogo explicó además que “la agricultura y la minería pueden coexistir tranquilamente” y como ejemplo puso a Chile. “Chile es el mejor ejemplo de que las dos actividades pueden convivir. También sucede en Australia, precisamente en Western Australia, dónde está el mejor Syrah del mundo y la misma zona aporta el 40% del PBI de ese país. El beneficio es muy grande con la minería de hierro, oro y diamantes. El prejuicio hay que combatirlo con buena información”, concluyó Alejandro Caballero.

Fuente: Radio Mitre